Cómo medir los parámetros del agua de tu piscina

¿Cuál es la parte más importante de tu piscina? ¡El agua, por supuesto! No importa que tengamos la piscina más coqueta del catálogo, la mayor potencia bruta encerrada en nuestro sistema climatizador, o ese trampolín que acapara la atención de vecinos e invitados. El ingrediente más importante en todo esto es, y siempre será, el agua. Por eso es de vital importancia mantener los parámetros químicos de nuestra piscina controlados.

 

Seguramente, de tanto oírlo, el parámetro que más nos obsesiona de todos sea el pH; responsable de medir la alcalinidad total de nuestra agua. Igualmente aconsejable es hacer mediciones del cloro libre y del Total de Sólidos Disueltos (TDS), entre otros. Pero depende de lo exigentes que seamos, podremos medir tantos parámetros como nos permita la tecnología para recopilar información que nos ayude a tener el agua en un estado óptimo.

 

Por comodidad de uso y precisión, nosotros recomendamos los medidores de agua digitales. En nuestra tienda on-line puedes encontrar medidores capaces de ofrecerte información de hasta seis parámetros diferentes. Aunque si buscamos una opción más económica, unas tiras medidoras también pueden hacer el apaño, ya que, como mínimo, medirán el cloro y el pH. La desventaja de utilizar este método es que cuánto más expuestas estén las tiras al aire, el calor y la humedad, menos precisas serán las mediciones que realicen.

 

Basados en el mismo principio que las tiras medidoras tenemos los analizadores con reactivo. Funcionan mezclando en una probeta la solución reactiva con una muestra del agua a analizar, para luego hacer una comparación en la tabla de valores dada.

 

Lo importante es llevar un seguimiento continuado de los químicos de nuestro agua para cerciorarnos de que nuestros baños no son solamente refrescantes, sino también indudablemente saludables. Así pues, sea cual sea el método de medición elegido, por lo menos deberíamos esforzarnos por mantener a raya estos parámetros:

 

– Nivel de pH entre 7.2 y 7.6.
– Alcalinidad total de 80 a 120.
– Dureza del agua entre 150 ppm y 250 ppm.
– Cloro entre 1 y 3 ppm.

 

Por último te recordamos que estamos a tu disposición para cualquier duda, ya sea a través de correo electrónico, Twitter o Facebook.

Síguenos

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar