Siete pasos para poner a punto tu piscina después del invierno

Los fríos vientos del invierno empiezan a perder fuerza y, de pronto, se materializan en nuestra cabeza unos deseos irrefrenables de refrescarnos en nuestra querida piscina. Aunque cuando vamos a echarle un ojo lo más probable es que la descubramos rebosante de agua verdosa y poblada de hojas, ramas y otros tropezones de la naturaleza tan poco favorecedores. Antes de que puedas abrir de nuevo tu piscina para la nueva temporada, necesitarás limpiar la porquería y devolver el agua a un equilibrio químico saludable.

 

 

1. No vacíes tu piscina

Nunca vacíes tu piscina. Aunque vivas en un clima donde el invierno es muy frío. El único motivo de peso para vaciar tu piscina sería para realizar tareas en la estructura o porque el fondo está tan lleno de hojas que de otro modo sería complicado librarse de ellas. Para evitar este problema recomendamos encarecidamente el uso de cubiertas para el invierno.
Vaciar tu piscina puede acarrear graves problemas. Por ejemplo, una piscina vacía en un terreno con nivel freático alto, puede salirse de la tierra como si fuera una barca, lo que podría suponer un recambio completo de la misma.

 

2. Limpieza

Con la cubierta todavía sobre la piscina, es momento de poner a punto el sistema de filtración. Limpiar los cestos del skimmer, filtros y quitar cualquier tapón o accesorio que pusiste al cerrar la piscina.

 

 

3. Igualar el nivel del agua

Si el nivel de agua ha descendido durante el invierno, súbelo hasta su nivel natural, comprobando que el filtro esté limpio antes de empezar.

 

 

4. Analizar el agua

Lo más recomendable es llevar una muestra de tu agua a una tienda de piscinas para que un profesional realice un test completo, generalmente de forma gratuita. El análisis incluirá el contenido en minerales, el pH y la alcalinidad total, y el índice de cloro. También te orientarán respecto a la medida en que necesitarás ajustar cada uno de estos parámetros y los químicos necesarios para tal propósito.

 

 

5. Regula los niveles químicos

Una vez hemos analizado el agua de nuestra piscina pasaremos a equilibrar los niveles de químicos del agua. Estos son los valores recomendados:

 

­- Nivel de pH entre 7.2 y 7.6.
– Alcalinidad total de 80 a 120.
– Dureza del agua entre 150 ppm y 250 ppm.
– Cloro entre 1 y 3 ppm.

 

 

6. Espera a que el agua esté limpia

El filtro debe ser limpiado a diario hasta que el agua esté limpia y clara. Se estima que este proceso ocupe en torno a una semana. Cuando el agua se muestre limpia y se vea claramente el fondo de la piscina, es momento de retirar la cubierta.

 

 

7. Mantenimiento

Por último solo queda aspirar las hojas y residuos que queden en el fondo. Una tarea que recomendamos hacer semanalmente, así como mantener los filtros limpios y testar los químicos a diario.

 

Para conocer la actualidad del blog y ver más guías como esta, te recomendamos que visites la página de Gre en Facebook.

Síguenos

Comentarios

  1. Felicidades por este estupendo blog, Muy buen articulo explicativo de como poner a punto la piscina. Las piscinas desmontables Gre son todas de primera calidad, muy duraderas y con magníficos acabados, estamos encantados de poder ofrecer también estos productos en nuestra tienda http://www.piscinasnorte.es , unos productos que normalmente dejan muy satisfechos a los clientes

  2. Muchas gracias por el comentario, nos alegramos de que os guste el blog y de que vuestros clientes queden satisfechos con nuestros productos.

  3. Enhorabuena por el post, sin duda una guía clara para iniciar la puesta a punto de la piscina. Como expertos en Piscinas añadir la importancia de elegir un clorador salino para la piscina, lo explicamos en esta guia del blog http://www.tuandco.com/aprendeymejora/ >> http://bit.ly/1TsqVNf .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar